Encuentran a un bebé abandonado en un bosque comido vivo por las hormigas