Los delfines siguen disfrutando del Bósforo mientras Turquía continúa batallando contra la Covid-19