Un experto cree que la muerte de Bin Laden no tiene porqué repercutir en España