A golpes y patadas en plena calle para robarle, sin éxito, la bicicleta