El maratón de Londres sustituye las botellas de agua por cápsulas biodegradables