Summit, la nueva atracción de Nueva York prohibida para las personas con vértigo