Noche de disturbios en Belfast: los paramilitares leales a la corona niegan su presencia en las protestas