El partido de Putin gana las elecciones, pero pierde la mayoría absoluta en la Duma