Los rehenes liberados por las FARC se reencuentran con sus familias