Los dos franceses secuestrados en Níger recibieron disparos, según el Ministerio de Defensa galo