Un asalto talibán contra una agencia de EEUU causa once muertos en el norte afgano