Casas anegadas, coches engullidos por el agua y 11 muertos, la huella de la tormenta Leslie en Francia