La policía investiga un nuevo caso de violencia policial en California