Los jugadores del Barça coinciden en que ha sido una Liga muy disputada