Las medidas de eficiencia energética pueden permitir ahorrar hasta 1.675 euros al año