Acordados 72 traspasos y 4.401 empleados a las comunidades autónomas con un coste de 751 millones