Empleados y Metro de Barcelona no evitan la segunda jornada de huelga