Blanco afirma que si no hubiera un Gobierno socialista las cosas serían "infinitamente peor"