La gestión de Carles Puigdemont al frente del Ayuntamiento de Girona, en el punto de mira