El juez Castro deja al borde del banquillo a la hermana del Rey