La red de Correa ocultaba su patrimonio en cuentas bancarias con nombres como 'Sombrero', 'Ceja' o 'Ruma'