Gallardón dice que jamás hablaría mal de Barcelona aunque eso diera votos al PP