Geithner y el viceprimer ministro chino sientan las bases del próximo diálogo en EEUU