El Gobierno rechaza cambiar de lugar las pruebas de vuelo de los F-18 por creer suficientes las medidas de seguridad