El Gobierno destinará unos 850 millones para el Programa de Activación para el Empleo