El Gobierno admite que los independentistas encarcelados pueden participar en los comicios