Gómez de Liaño dice que ha habido "alguna sorpresa" en el volcado de ordenadores