Guerra de silencios entre las autoridades en el Mobile World Congress