La Infanta pagó a través de Aizoon 6.672 euros por cursos de entrenamiento