Wert asegura que "no le ha gustado determinado lenguaje, de tipo bélico"