Los jueces, apoyados por fiscales y funcionarios celebran la tercera huelga de la democracia