Macrooperación en Cataluña contra una trama que presuntamente desvío fondos para financiar el procés