Manos Limpias afirma que coches oficiales de la Generalitat iban a bancos suizos