Rajoy: “Hoy desaparece ETA, pero no el dolor irreparable que ha sembrado”