La fragata Méndez Núñez activó el zafarrancho de combate para inspeccionar un buque