Miles de progresistas desafían al Tea Party con una gran marcha en Washington