Obama anuncia una inversión de 2.000 millones de dólares en plantas de energía solar