El PP considera que las "circunstancias" del proceso contra el alcalde de Valladolid no justifican su inhabilitación