El PSC estudia el futuro de los tres diputados díscolos