El Rey ve difícil la formación de un nuevo Gobierno