Sánchez defiende sus medidas "progresistas", que han tenido "éxito" en EEUU