La crecida del río Ebro inunda zonas de Navarra y Zaragoza