Una bolsa llena de botellas de agua hace cundir el pánico en Times Square