El centroderecha aspira a cerrar la breve etapa socialdemócrata en Andorra