Se completa la primera tanda de veinte disidentes cubanos acogidos en España