Las fuerzas de seguridad siguen formándose para lucha contra el terrorismo yihadista