La pobreza infantil protagoniza la última campaña lanzada por el Gobierno