El ministro francés de Exteriores niega tener intereses privados en África