Desalojo violento en el Instituto Pau Claris de Barcelona