El texto de reforma, al Congreso